jueves, abril 19, 2007

Armadillos Extremeños





En el Norte de España, las fiestas populares suelen estar amenizadas por las denominadas “charangas”, formadas por peñas de amigos que tocan instrumentos de metal (trompetas, trombones y saxofones), viento (clarinetes), acordeones, guitarras y percusión (tambores y carracas) que van recorriendo las calles de la ciudad al son de su música.

Por aquí también, debajo de las piedras, en lugares frescos y húmedos, los niños gustan de buscar y jugar con los llamados “bichos bola” (Armadillium opacum), unos curiosos crustáceos terrestres con el cuerpo recubierto de segmentos que, a la menor señal de peligro, se enrollan sobre sí mismos formando una bolita.

Este mismo sistema de defensa es compartido por un curioso mamífero americano llamado Armadillo, Quirquincho, Tatú, Mulita, Kalawato o Kerka, que con todos estos nombres se le denomina, según la zona del Nuevo Mundo en la que nos encontremos. Con el caparazón de dicho animal se fabrica un instrumento de cuerda pulsada, que se emparenta por su origen con la guitarra popular española del siglo XV, incluso en la cantidad de cuerdas (4 ó 5) y en su afinación. Dicho instrumento es conocido como “Charango” en Perú y Bolivia, y como “Concha” en México.

En la portada española del último disco del “Spanish Conjunto San Antonio”, “El Corrido de Flaco Jiménez”, sale representado un gracioso armadillo tocando el acordeón, el disco se llama así en honor al gran acordeonista tejano. Pero, a pesar de su depurado estilo “norteño”, curiosa y sorprendentemente, esta banda de Tex-Mex no proviene de América, sino de Badajoz, aunque mantienen estrechos vínculos con San Antonio (Texas) y Chiuahua (México).

El grupo se formó en 1.996 con Miguel Ángel Pérez, al acordeón y la voz, y Sebas Cuellar, al bajo sexto y la voz. Y más tarde se incorporarían de manera estable, Álvaro al bajo, y Txema Aretio, a la batería.

Sus influencias más claras son Los Lobos, los Super Sevens y los Texas Tornados, y en sus discos se entremezclan sonidos tradicionales del estilo “norteño” mejicano (rancheras y corridos), con el rock´n´roll más clásico, como se pone de manifiesto en las versiones que realizan de “That´s All Right Mama” o “Mistery Train” del rey Elvis; así como baladas al más puro estilo de Freddy Fender, como “Lucky Love”; o una bonita polca dedicada a la ciudad mejicana de “Tampico Hermoso”, todas ellas incluidas en su tercer LP “El Corrido de Flaco Jiménez”, grabado íntegramente en Texas, con la colaboración de músicos del calibre de Joel Guzmán, Max Baca, Sarah Fox, Oscar García y Robert “Rabbit” Garza (guitarra de Flaco y de Los Texmaniacs).

De sus primeros trabajos, “Campomatilde” y “Vuelvo a Texas”, me gustan especialmente sus versiones de "Anselma" y de “Ahí te dejo en San Antonio”, que popularizaron “Los Lobos” a mediados de los 80, cuando dicen aquello de:

Ya no quiero que me beses ni besarte, ni mirarte, ni siquiera oir tu voz, porque supe que tenías otro amante, y en Laredo ya tenías otros dos.
Te gusta mucho el baile, si bailas al compás, te vas hasta Laredo y quieres más y más.
Ya me voy, ahí te dejo en San Antonio, tus mañitas no te las puedo quitar, hay momentos que pareces el demonio, cuando mueves la cintura pa bailar
”.



Resuena en el sombrero: “Anselma”.- Rawwen Heze & Los Lobos (America (Holanda), 1999).

3 comentarios:

Red River dijo...

Tengo ganas de escucharles.
Sus referencias (Lobos, Texas Tornados, el Fender y el Flaco) son inmejorables.

Mad Hatter dijo...

Fueron elegidos el mejor grupo del 2006 en el programa de radio "Toma Uno", y son más famosos en Texas que en España (¿¡!?).
Con lo que siempre han gustado en España las rancheras, no puedo entender el poco tirón que tiene aquí el Tex-Mex, mientras que hasta en Holanda hay grupos, como el del video "Rewwe Heze", que son de un pueblo del sur del país llamado "America".
¡Ándele, buen finde! Yeeehaw!!!

memento dijo...

Soy muy buenos y simpáticos. Tengo sus primeros discos (ignoraba que hubieran sacado este último) y les he escuchado en directo al menos un par de veces en Madrid.